martes, 22 de agosto de 2017

el día que uno gane esa batalla contra si mismo...

el día que uno gane esa batalla contra si mismo, y al miedo, la inseguridad y el menos precio se vuelvan amor propio y fuerza, no solo gana uno solo, gana todx el mundo, gana la vida .



domingo, 9 de julio de 2017

el cuerpo es la frontera entre nosotros y el entorno social

Nuestro cuerpo, al ser una frontera entre nosotros, lo cultural, social , histórico, económico y demás, suele volverse un holograma, una imagen borroso que nosotros mismos no logramos entender. 
El cuerpo, ese "saco" repleto de viseras, fluidos, contracciones, que envejece, se enferma y muere, ¿qué puede representar para nosotros? Y aunque va con nosotros todo el tiempo, parece ser como uno más de los objetos que poseemos y todo el tiempo olvidamos. Lo sometemos, lo transformamos, lo castigamos, a veces lo complacemos, lo vestimos, lo "cuidamos" y obligamos a seguir códigos de conducta. Le hacemos todo eso aunque la mayor parte del tiempo no nos detenemos realmente a pensar en él.
Y sin embargo, así como lo moldeamos y damos forma a partir de los lineamientos establecidos para su "sano" desarrollo en la vida publica, podemos romper ese molde y vivirlo bajo las formas que posee. 
Es casi imposible estar fuera de todas las concepciones ajenas, pero siempre que éstas no nos queden, podemos inventar las nuestras o tomar la que mejor nos vengan, entender nuestro cuerpo y transformarlo a partir de nuestras vivencias, necesidades y realidad.

Lena Malvestida 






jueves, 29 de junio de 2017

de selfis, filtros y salud mental

Selfies.
No, no vengo a decirles que hacerlo esta bien o mal, o que hay que dejar de hacerlo. El tema apareció en mi cabeza al leer en una nota de la revista i-D , que trataba sobre redes sociales y como ya es un tema de salud publica y particularmente de salud metal sobre todo de las mujeres (supongo que es por la educación que hemos recibido, donde debemos ser "bellas" para ser aceptadas y todo eso).
En esa nota mencionaban algo que ya muchos sabían, pero otros tantos ignoraban, y es que en la mayoría de los casos los usuarios de estas redes logran crear un personaje ideal en un mundo ideal de si mismos. Esto ha generado tanto en ellos como en los espectadores que los siguen, una sensación de ansiedad y de insatisfacción con sigo mismos.
Pero bueno, si este blog es de moda ¿por qué estoy hablando de esto?, la razón es sencilla, la imagen de nosotros mismo que trasmitimos en estas plataformas es comúnmente alteradas, escondemos con filtros y encuadres, cosas como cicatrices o marcas en nuestra cara, color de nuestra piel, formas, y también escondemos nuestro cuerpo. Es así que podemos notar el gran descontento que sentimos sobre notros mismo, y hacemos uso de estas plataformas para mostrar lo que nos gustaría que fuera real. ¿ y qué tiene que ver la moda en todo esto? . Esta industria, junto con celebridades y modelos realizan campañas de mercado que muestran personas "perfectas", que influencian profundamente a los consumidores, cuando la realidad es más bien otra, puesto que la publicidad muestra imágenes que también fueron alteradas y mejoradas.
Pensemos entonces en la cantidad de autorretratos que nos tomamos con el celular, cuántas de ellas están en cierta postura y cuántas las hemos filtrado y sobre todo ¿para qué tomamos tantas?.
Lo que es cierto y es ya una obviedad, es que consumimos las imágenes que el mercado de la moda impone, nos adaptamos a ellas en lugar de adaptarlas a nosotros, a nuestro estilo, a nuestra personalidad.
Observemos este fenómeno, con la única finalidad de no caer en ese daño físico y mental que generan estas tendencias. La indumentaria y nuestra imagen personal es un modo de comunicarnos, es parte de nuestro lenguaje corporal, y puede ser muy positivo si lo usamos a nuestro favor, refuerza nuestra identidad, la seguridad en nosotros mismo y la confianza. Osea que al final, en vez de ocultar hay que reconocer lo que somos, no compararlo con el ideal de la industria de la belleza y la moda o sin ir tan lejos, con la vida de nuestros conocidos. Así, al conocernos a nosotros mismo, nos quitaremos las mascaras y el miedo y dejaremos de hacerle daño a nuestra mente y nuestro cuerpo.

Lena Malvestida a.k.a. Lena Indumentaria

miércoles, 7 de junio de 2017

Las mil y un reflexiones que surgen en el transporte público: Hoy, maquillaje ¡!

Al pasar un buen rato en el transporte público (llámese metro, metrobus, la combi, etc) puede uno observar más detenidamente a los usuarios que le acompañan en el viaje. Es así que me quede pensando en el tema del maquillaje al ver tantos rostros maquillados de las más variadas formas.
Uno puede decidir o no maquillarse, esa es nuestra decisión. Y puede pasar que nuestro maquillaje habitual sea tan solo un delineador y lápiz labial, y el aplicarlo no es para nada estresante. Te pintas los labios, unas rayas en los ojos y vamonos a lo que sigue. Pero cuando el caso es donde usas varias capas de polvos y maquillajes , delineadores, máscaras para las pestañas, enchinadores o cucharas, lápiz para dibujar las cejas y mil chismes más, definitivamente tu día debe comenzar gracias a eso, un tanto estresado, sin contar el peinado, los tacones, etc.
La peor parte en este caso, es que muy a pesar de ese gran esfuerzo, los resultados queden terribles. Y sin saberlo en vez de que termines con un rostro armonioso, el efecto sea totalmente contrario y lo que obtengas sea una máscara de día de brujas. En fin, el maquillaje realmente no es importare, pero si vamos a usarlo, definitivamente debemos saber como aplicarlo a nuestro favor, de lo contrario es mejor no usar nada (puesto que para vernos mejor es que lo estamos usando).
No es fácil saber si lo estamos haciendo bien o no, pero si vamos a seguir las tendencias del maquillaje, sería muy útil interesarse un poco más al respecto, para que al final no sólo copiemos a las chicas de la televisión o revistas o todo eso, sino que busquemos qué de todo lo que el mercado ofrece, realmente nos va y como podemos aplicarlo en nosotrxs. Así, en vez de estar poniéndonos una mascara que trate de imitar el rostro de alguien más, aprovechemos los rasgos de nuestra cara, dejando de esconder lo que más bien debemos acentuar. Eso nos hará ver mejor, por que lo que se vera es que nos sentimos mejor con nosotrxs.

Lena Indumentaria a.k.a. Lena Malvestida